Otro evento de pensamiento y sueños en el Instituto de Estudios Eclesiásticos Padre Félix Varela

Las utopías son planes o proyectos que pueden considerarse buenos y deseables para la sociedad y las distopías son representaciones de supuestas realidades futuras causantes de la alienación humana. Sobre estas maneras de soñar la sociedad disertó Erick Bermejo, recién graduado como Licenciado en Humanidades en el Varela, en una magistral y amena conferencia que atravesó la historia de estos productos del pensamiento humano moderno que inaugurara Thomas More en 1516, pero que tuvo sus antecedentes en la antigua Grecia con Platón.

Luego de la conferencia el coro infantil Solfa ofreció un concierto de villancicos, con un programa cubano e internacional, que resultó especialmente tierno y esperanzador en la voz cristalina de los niños.

Según la dinámica acostumbrada en el Ciclo de Conferencias “Cambio de Época” al momento artístico siguió el Panel que complementó a la Conferencia con la visión filosófica del Prof. René Gonzáles del Centro Fray Bartolomé de las Casas, la visión jurídico-política del MsC Mario A. Rivero del Varela,  y la visión Bioética del Dr. Rolando Pagés del Instituto de Bioética Juan Pablo II. Los tres ofrecieron aristas diversas y en ciertos puntos contrapuestas del papel de las propuestas utópico-distópicas en las ciencias sociales y la literatura en el desarrollo de las sociedades contemporáneas y su aplicación a Cuba.

El intercambio que siguió fue riquísimo, de alto vuelo filosófico y aguda confrontación académica de visiones, interpretaciones, razonamientos y lecciones de la Historia. Un auténtico espacio de diálogo y producción de pensamiento que no por elevado, dejó de estar anclado en la realidad, con la consecuente utilidad formativa para los participantes, que consiste fundamentalmente en la obtención de herramientas teóricas y espirituales que se pueden aplicar en la vida.